sábado, 27 de septiembre de 2008

artetunero: Yamila Comas







En esta primera reseña del arte joven tunero quiero comentarles particularmente de Yamila Comas (1974), una de las más sobresalientes figuras de la pintura que en días recientes ha inaugurado exposición personal en las paredes de la galería de la UNEAC de la ciudad. Su obra la he visto crecer entre periodos largos de tiempo, y he podido comprobar la seriedad con que la asume y la personalidad que ha logrado insertarle a sus piezas.

Cada una de ellas parece contarnos una historia, son pequeños relatos infinitos cargados de simbolismo en espacios inusuales. Son metáforas extrañas de lo humano, lo divino, la soledad y la compañía, de las contradicciones de lo sensual y sexual. Sus protagonistas son por lo general figuras hieráticas que transmiten el sinsabor de la tristeza y el sufrimiento femenino a través de un tratamiento "matissiano" de color y textura. Son monólogos dedicados al cuerpo, a lo físico y metafísico, a los desgarradores momentos de la tortura y el dolor de la soledad.

Es la pintura de Yamila Comas, serena, madura e intelectual, terrenal y casi esquizofrénica, con un lenguaje personal que apenas nos deja disfrutar de su buen oficio por el poder de su mensaje y el impacto de su simbología. Es por tanto desgarradora en su aspecto e imprescindible en su expresión, como la lectura de un diario sobre la sobrevivencia del ser. Esperamos mucho en su futuro.

Imágenes:
01- Sin Título. 2008. Acrílico sobre lienzo. Yamila Comas
02- El lado oscuro, 2008. Acrílico sobre lienzo. Yamila Comas
03- Sin Título. 2008. Acrílico sobre lienzo. Yamila Comas

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada